Recuperar contraseña

Maite Irigoyen

foto maite p

“Pero no puedes llamarte Maite, te llamarás María Teresa” es lo que me han dicho unas cuantas veces. Hasta he llegado a sacar el DNI para demostrar que no les estaba tomando el pelo. Maite como nombre propio existe. Significa “amor” en euskera. Será por eso que me gusta tanto regalar besos y abrazos a la gente que quiero.

Otro de los rasgos que caracterizan mi personalidad es mi curiosidad insaciable. Me reto constantemente a probar cosas nuevas. Peregrinar hacia Santiago, restaurar muebles, dibujar, escribir un libro, subir una montaña, aprender a bailar salsa, preparar unos alfajores de maicena, convertirme en una aspirante a artista de pebble art. Da igual de qué naturaleza sea el desafío. Lo importante es no parar de aprender y de realizar actividades que llenen de vida mis días.

Escribir es una de esas cosas que me ha dado por hacer en los últimos años, algo que siempre me ha ayudado a ordenar mis ideas, pensamientos y entender mejor mis emociones. En este rincón virtual, podrás encontrar mis reflexiones, aprendizajes y vivencias. Unas veces los contenidos estarán ligados a temas más personales y otros estarán enfocados a una perspectiva más profesional. Ambos ámbitos forman parte de mí y me hacen ser quien soy. Por ello, en este espacio pretendo compartir lo que me inspira, me inquieta y me hace aprender de la experiencia.

Maiteirigoyen.com